Saltar al contenido

Cómo cuidar el sentido del gusto

como cuidar el sentido del gusto

El sentido del gusto es uno de los más importantes que tenemos en nuestro cuerpo; ya que, suele ser uno de los principales para determinar si algún alimento es bueno o nutritivo, pero también lo contrario: desagradable o con mal sabor. Es preciso, que cuidemos de este sentido; por lo tanto, si quieres saber cómo mantenerlo en óptimas condiciones, aquí te enseñaremos cómo cuidar el sentido del gusto.

 

Solemos asociar el sentido del gusto al miembro conocido como la lengua; ya que, es por medio de ella que percibimos los distintos sabores de todo lo que comemos a diario; pero, ¿Te has preguntado cómo funciona todo esto? ¿Te has imaginado cómo tu lengua es capaz de hacer que algo te encante o te desagrade? Pues, quédate y sigue leyendo, porque qué te lo enseñaremos.

 

¿Cómo funciona el sentido del gusto?

 

El gusto se podría llamar el “catador del cerebro”, porque en sí mismo, es el sistema que a través de quimiorreceptores permite distinguir los distintos sabores que entran en contacto con tu lengua; y a su vez, es enviada una señal a tu cerebro que indica que dicho alimento es agradable y nutritivo para tu cuerpo o desagradable.

 

Además, el sentido del gusto te permite distinguir entre cuatro sabores principales, que son: dulce, salado, ácido y amargo. Si lo leemos a simple vista, seguramente podremos saber cuál de estos es bueno y cuál es malo; pero, la razón de esto es porque ya hemos probado algo de cada uno, y por eso, nuestro cerebro sabe cuál es agradable y cuál no.

 

Consejos para cuidar el sentido del gusto

 

Este es uno de los sentidos más importantes que tenemos, porque sin él estaríamos desorientados en cuanto al comer y beber; además, porque sin una percepción clara de lo que comemos, nuestro cerebro no puede determinar qué es bueno y qué no lo es; y todo eso, nos puede llevar a determinar que produce enfermedades del estómago, o problemas de digestión, entre otros.

 

Por lo tanto, Trata de cuidar tus dientes, cepillarlos constantemente y si es posible ve al dentista cada cierto tiempo; porque la salud bucal es importante para mantener en buenas condiciones el sentido del gusto.

como cuidar el sentido del gusto

Procura no ingerir comidas muy picantes, o muy saladas; esto produce que se alteren las papilas gustativas, debido a esta clase de sabores. De hecho, los sabores muy picantes o amargos pertenecen a un grupo que nuestro cerebro determina como dañinos; y por eso, siempre que comes algo así te causa indigestión.

 

Introducir cualquier tipo de objeto en tu boca sería muy peligroso; ya que, puedes dañar la encía, sobre todo si este es filoso. Ten cuidado que al comer no te pinches.

 

De igual manera, no consumas alcohol o tabaco, porque este tipo de sustancias dañan las funciones de las papilas gustativas por ser muy fuertes; y es que precisamente estamos programados para percibir sabores minuciosamente. Cualquier tipo de sustancia tóxica sólo hará que tu sistema digestivo se descontrole cada vez más.